Confianza en Santa Cruz

Si damos por bueno que uno de los factores intangibles más importantes para la economía es la confianza, en Santa Cruz tenemos muchas razones para la esperanza porque, aunque haya aún mucho trabajo por hacer, cosas que mejorar y objetivos que cumplir, la ciudad genera ilusión entre los vecinos y confianza entre aquellos que tienen capacidad de crear empleo. Los datos económicos de los últimos años pero, especialmente, el pulso y el ánimo de nuestra capital, nos animan a seguir trabajando sin descanso para mantener y consolidar la tendencia favorable en los distintos indicadores.

Por citar solo algunos, hemos bajado de la barrera de las 23.000 personas en paro, algo que no ocurría desde el año 2009. Son muchos aún, pero no es menos cierto que la evolución en los últimos tres años es de un descenso sostenido en esta cifra. A ese escenario contribuye la recuperación del mercado laboral, con un fuerte tirón en la contratación. En cada uno de los dos primeros meses de este año se han realizado más de 9.000 contratos, cuando en 2017 la media fue de unos 7.700. Estos datos son una buena muestra de lo que digo: las cosas van mejor que en años precedentes y está bien que sea así, pero no nos conformamos. Yo, al menos, no me conformo. Tenemos que alcanzar, a la mayor brevedad posible, el ritmo de contrataciones que teníamos antes de la feroz crisis económica, que se situaba en las 13.000 mensuales. Y sobre todo, debemos impulsar medidas desde todos los ámbitos para que mejorar la calidad de ese empleo y disminuir las tasas de temporalidad.

Las grandes magnitudes macroeconómicas se construyen a partir de la realidad más cercana, en nuestras calles, en nuestras empresas, en nuestros comercios, en nuestras cafeterías; desde la tienda de la esquina a la franquicia más popular. Si hay confianza e ilusión, se genera dinamismo económico. Es lo que ha pasado en Santa Cruz en la última campaña de Navidad, en los recientes Carnavales o en el último fin de semana, con la celebración, durante tres días, de la iniciativa ‘Ven a Santa Cruz’.

A pesar de la cercanía de ambas fiestas, la gente salió masivamente a la calle a disfrutar de su ciudad, a consumir o a comprar. Y más allá de los datos de afluencia, me quedo particularmente con la valoración realizada por el público mediante encuestas sobre el terreno que ofrecieron un sobresaliente a la iniciativa. Quiero destacar también la valoración positiva que hacen los ciudadanos de la propia Sociedad de Desarrollo como ente instrumental para el fomento del desarrollo económico y social del municipio de Santa Cruz de Tenerife .

Es una noticia que nos da ánimo y nos incentiva para seguir trabajando, codo con codo, con la iniciativa privada, además de ofrecer a los vecinos nuevas oportunidades. Con la ilusión y confianza que hay en la calle será, en todo caso, mucho más fácil.

El blog de Alfonso Cabello, Santa Cruz de Tenerife

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

14.03.2018    /    0  comentarios    /